Dura derrota de Independiente ante Banfield

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Independiente fue una sombra y cayó 4-1 ante Banfield en el Florencio Sola en un encuentro para el olvido.

Independiente venía de ganarle a Boca, y se encontraba con el necesitado Banfield. En la previa, no debía sufrir mayores complicaciones, pero el duelo no se dio según lo esperado. Con poco, el local hizo pasar varios sobresaltos al Rojo.about:blank

Ya en el arranque, el Taladro mostró credenciales para llevarse el duelo. Ni bien empezó el partido, y luego de un centro muy bien ejecutado, la pelota se desvió y quedó del otro lado. Alexis Maldonado definió, la pelota pegó en el palo y, por poco, entró. Baldazo de agua fría.

Luego, Independiente se empezó a acomodar. Poco a poco, el Rey de Copas comenzó a reaccionar, y se acercó al arco de Banfield. Lucas González probó desde afuera, pero la pelota pegó en el palo y Silvio Romero no pudo capturar el rebote.

Sin embargo, a los 36 minutos, llegó el empate. Después de un remate de Silvio Romero, la pelota se desvió y pegó en el travesaño. En su afán de sacarla, Maldonado se equivocó y facturó en contra. Con poco, el Rojo conseguía un empate justo.

Así terminó el primer tiempo, con más pelea en el mediocampo y poco juego. Banfield, más molesto, Independiente con precisión en los momentos justos, pero sin mucho más.

La segunda parte arrancó distinta. El Taladro comenzó a dominar las acciones, y se empezó a acercar al arco del Rey de Copas. La visita, por su parte, apenas pudo preocupar por medio de Alan Velasco, pero su remate se fue desviado.

De esta forma, a los ocho minutos, llegó otra vez la ventaja para los del Sur. Luego de un centro, Sebastián Sosa salió mal, y la pelota quedó muerta en el área. Luciano Lollo, rápido definió con el arco vacío, y decretó el 2-1.

Para colmo de males, y como si fuera poco, Sergio Barreto fue expulsado. Luego de una clara infracción, vio la segunda amarilla y Hernán Mastrángelo le mostró la roja. El panorama era oscuro como boca de lobo.

Con el triunfo, el verde y blanco siguió siendo superior. Independiente se mostró débil, sin ideas, y dejó crecer al local. Así, a los 25 del complemento, Giuliano Galoppo conectó un centro que ningún defensor fue capaz de cortar y puso el 3-1. De terror.

Y eso no fue todo. El Diablo siguió siendo una sombra, y el local crecía cada vez más. Luego de un centro que ningún defensor sacó, Joel Soñora empujó en soledad y estampó el 4-1. ¿Qué hacían los jugadores?

Así, los minutos pasaron. Banfield se dedicó a enfríar el partido, mientras que Independiente intentó ir con lo poco que tenía. En esa vorágine, el Rojo se quedó con otro menos: Insaurralde vio la roja luego de una falta zonza y una posterior reacción ante el árbitro. Todo mal.

Cuando Mastrángelo pitó el final, el Rojo sumó otra página oscura más. Después de haberle ganado a Boca con actitud, no fue ni por asomo lo de aquella noche y cayó por goleada ante el Taladro. ¡Dense cuenta de que esto es Independiente!

Info: Infierno Rojo

Pablo Colnaghi

Pablo Colnaghi

Periodista desde 1997. Investigador y redactor de noticias para MiAvellaneda.

Deja tu comentario